Hotel Cadogan, el capricho de un baño en champán

Hotel Cadogan capricho baño champán

Desde el pasado 14 de febrero, con la celebración del día de San Valentín como coartada, y hasta el próximo año, el elegante Hotel Cadogan de Londres hace gala de sus 5 estrellas poniendo a disposición de sus huéspedes la posibilidad de sumergirse literalmente en el lujo con la oferta de un burbujeante baño de champán.

La original oferta, llamada Champagne and Romance, se presenta como un menú de baños en el que la variedad de precios dependerá de la marca del espumoso que cada cliente elija para darse tan excéntrico capricho. Así, por ejemplo, un baño con un Louis de Custine Brut cuesta 5.800 euros y con un Perrier Jouet Grand Brut vale 6.500. Más caros aún serían los baños en Perrier-Jouët Blason Rosé del 2004 o el Veuve Clicquot Brut Yellow Label del 2006, que salen por la friolera de 7.000 € cada uno. No obstante, el precio más alto que se paga por un baño de champán, por el icónico Dom Pérignon, es nada menos que 30.118 euros.

El precio sirve para cubrir las 122 botellas que son precisas para poder llenar una bañera, además de unas fresas con chocolate y, cómo no, una botella extra para beberla tradicionalmente. Un mayordomo de baño del hotel ayuda en la preparación, el llenado de la bañera y la supervisión de la correcta temperatura, a gusto de cada cliente.

Nacido como hotel de negocios y con una antigüedad de más de 100 años, el Cadogan está situado en el corazón del barrio Knightsbridge, en el 75 de Sloane Street: una zona de tiendas exclusivas como Gucci, Prada y Fendi y cerca de lugares interesantes como Harrod’s, Sloane Square y Hyde Park Corner. En las cercanías también se encuentran Green Park y la Galería Saatchi.

Lujo, negocios e Historia

Dispone de un centro de negocios que está abierto 24 horas al día, así como salas de reuniones para pequeños grupos y una gran sala de conferencias. El hotel ofrece además servicios de vanguardia, como plataforma de conexión para iPod y acceso a Internet Wifi en cada una de sus 65 habitaciones de lujo.

En el apartado del ocio se puede disfrutar de unas pistas de tenis exteriores, gimnasio, además de cafetería, el lujoso restaurante Great Taste, y el salón lounge Drawing Room. Las tarifas oscilan entre las 275 y 335 libras pero todos los huéspedes, si lo desean, pueden disfrutar de un servicio gratuito de transporte desde la estación de tren; en limusina, incluso.

Construido en 1887, es un impresionante edificio victoriano, se puede considerar un lugar histórico en la ciudad, ya que aparte de haber sido punto de reunión para escritores y escenario de películas, en 1895 el dramaturgo irlandés Oscar Wilde fue detenido en la habitación 118, suite que ahora lleva su nombre. También el rey Eduardo VII ha dado nombre a otra suite, la que usaba para sus encuentros con su amante, la actriz Lillie Langtry, que residía en el hotel al viajar a Londres y ha dado su nombre a la tercera suite.