Israel a través de Carmen Granado

Carmen Granado, de la agencia de Halconviajes.com en la céntrica  calle Princesa de Madrid, es la primera en relatarnos su viaje a Tierra Santa. Por primera vez en el blog de Halconviajes.com hablamos de Israel.
Halconviajes Tierra Santa

Vista desde el Monte de los Olivos

¿Con qué viaje te quedas de todos los que has hecho y por qué?

Mi viaje preferido ha sido Israel, es un mundo diferente, viajar a Israel es como retroceder en el tiempo. Además, coincidimos con gente que hizo aún más el viaje más agradable y uno de los mejores viajes de mi vida

¿Cuándo, con quién y cómo llegaste?

Fui en Septiembre del 2008, con mi madre, con un circuito organizado. Estuvimos 8 días recorriendo el país, entrando por Tel Aviv y terminando el viaje en Jerusalén.

¿Porqué elegiste ese destino, qué te llevó allí?

Elegimos Israel porque me gustan los países árabes, y me pareció un buen momento para visitarlo, además era un destino al que tenía muchas ganas de ir desde hace mucho tiempo, poder visitar el Jordán, Belén, Galilea, Tel Aviv… en fin, recorrer Tierra Santa.

Halconviajes Israel

Muro de las Lamentaciones

¿Cuál fue la mejor experiencia de todo tu viaje, una anécdota que destacarías o algo nuevo que aprendiste con él?

La mejor experiencia fue cuando llegamos al Muro de las Lamentaciones. Cuando entras a la zona del Muro estas en el alto de una escalera, y desde ahí se puede ver las dimensiones del muro.

Recuerdo, que al llegar al propio muro, deposité un  papel con deseos, y a mi lado había con una chica de unos 10 años, rezando y llorando…. Me emocionó ver como una niña tan pequeña era capaz de demostrar tanta devoción y tanta fe.

 Aunque realmente, visitar Jerusalén ya es una experiencia inolvidable, y toda la  ciudad tiene un rincón perfecto, un lugar mágico y un ambiente increíble.

Vistas de Jerusalén. Flickr: WallRoth

Recomiéndanos un lugar concreto, una comida y el mejor momento del día en el lugar.

Para mí, el mejor lugar es Jerusalén, pasar por la Vía Dolorosa, visitar el Santo Sepulcro, subir al Monte de los Olivos y ver todo Jerusalén desde arriba, pasear y regatear en el Zoco. Sentarte en cualquier terraza y simplemente observar…  se convierte en un momento y un lugar perfecto.

¿La comida? ¡La verdad que ninguna! Si te gustan las especias, te gustará todo…. Pero personalmente soy incapaz de recomendar una comida.

En cuando al mejor momento no hay  ninguno, y es que todos son buenos en este país, pero como en cualquier país árabe me quedo con el atardecer en una terracita, tomando un té.