Italia, España y Grecia: los grandes favoritos del Mediterráneo

Tal como comentábamos hace unos días, al tiempo que el mercado de los cruceros crece un 10% a nivel mundial, Europa se consolida como el segundo destino y mercado emisor de cruceristas de todo el mundo.

Según un estudio realizado por la consultora GP Wild International Ltd, el mercado europeo de cruceros ha crecido un 24% en los últimos tres años, y más del 180% en los últimos diez. Y quizá a algunos les sorprenda conocer que, a pesar de la crisis que azota a tres países como son España, Italia y Grecia, estos siguen siendo los destinos preferidos y sus puertos los que más pasajeros reciben, tanto a nivel de escalas como de puertos de embarque y salida de los cruceros.

Si los cruceros por el Mediterráneo son ya de por si irresistibles, estos tres países ofrecen una combinación de clima, playas, cultura y gastronomía que los convierte en el destino ideal para personas de todas las edades.

Como cabeza de lista, liderando el mercado se encuentra Italia, con 1,9 millones de embarques (especialmente en los puertos de Venecia, Savona, Génova y Civitavecchia) y casi 6,5 millones de visitas de pasajeros en el año 2011, haciendo de este país el mayor destino de cruceros de Europa.

En una próxima segunda posición le sigue España, con casi 1,4 millones de embarques de pasajeros y 5,2 millones de visitas en 2011. Como principales ciudades de salida en nuestro país destacan Palma y sobre todo Barcelona, puerto de referencia no solo en Europa sino a nivel mundial, mientras que los puertos de Málaga y Alicante ganan cada vez más protagonismo temporada tras temporada.

Por su parte, y a pesar de la fuerte caída sufrida en 2010, Grecia ha reflejado un aumento de casi el 7% con 4,8 millones de pasajeros haciendo escala en sus puertos. Una nada despreciable tercera posición que se hace especialmente visible en los puertos de El Pireo, Santorini, Mykonos y Rodas, sus principales destinos.

Y es que, ¿quién piensa en la crisis cuando las Islas Griegas nos llaman? La belleza de la Acrópolis o las playas de Santorini se mantienen como destinos soñados y grandes favoritos al margen del tiempo y la economía, siendo en cualquier época del año una de las rutas estrella de las principales navieras.