La Toscana en Valladolid: Hotel Topacio

Toscana Valladolid Hotel Topacio

El Hotel Topacio es un establecimiento inaugurado en el año 2000 -su última renovación fue en 2008- y ubicado en el número 8 de la vallisoletana Calle del Plomo, sirviendo como perfecta base de operaciones para llevar a cabo una visita turística por la provincia y la ciudad al estar a sólo 16 kilómetros del aeropuerto local.

No está situado en el centro urbano sino en un polígono, lo que permite evitar los atascos si lo que se quiere es hacer excursiones fuera (a poco más de media hora están el Castillo de Peñafiel y varias bodegas de Ribera del Duero); pero, a la vez, y dado que Valladolid no es una macrociudad, el turista puede llegar al corazón de la ciudad en menos de 10 minutos gracias a las rondas de circunvalación. En ella podrá disfrutar de sus monumentos (la Plaza Mayor, la Catedral, la iglesia románica de Santa María la Antigua, la fachada de San Pablo…) o de la oferta de ocio del entorno, con un campo de golf muy cercano.

En sus 3 plantas (con ascensor) el hotel dispone de 56 habitaciones, de las que 6 son Junior suites y 2 Suites que combinan un estilo clásico y elegante con la modernidad que exige el servicio hoy en día. Todas tienen puerta con cierre magnético, baño con secador y amenities, aire acondicionado, TV interactiva, teléfono, caja fuerte, mesa de trabajo e Internet Wi-Fi (extensible a todo el edificio).

Inspiración toscana

La hoja de servicios incluye lavandería, servicio de habitaciones, adaptaciones para minusválidos, párking gratuito y un business center que se completa con salas para eventos variados (banquetes, convenciones, conferencias, etc), lo que le dan una dimensión especialmente interesante para los viajeros de negocios.

En el apartado gastronómico, resaltar la existencia de un bar cafetería, los desayunos tipo buffet y el restaurante Villa Toscana, que ofrece al cliente tanto cocina de la tierra como de autor, con productos castellanos pero también pescados y mariscos.

El nombre del restaurante sirve de inspiración para la decoración del establecimiento, que es donde brillan especialmente sus 3 estrellas de categoría. Porque sus paredes, al igual que las de las salas, la recepción y las habitaciones, están decoradas con pinturas al fresco tomando como referencia temática la región italiana de la Toscana. Motivos vegetales, historicistas, imitaciones medievales, paisajes y similares con toques naif se convierten en un atractivo más del lugar para deleitar a cualquier huésped, especialmente si es amante del arte.