Los clientes exigen hoteles con conexión Wi-Fi

Blogshalcon-Hoteles-Los clientes exigen hoteles con conexion Wi-Fi

Los clientes exigen hoteles con Wi-Fi. La noticia no parece nueva porque se trata de un servicio que se ha ido incorporando poco a poco a la mayoría de los establecimientos, sean de la categoría que sean. Sin embargo, el matiz radica en que el poder conectarse sin cable a Internet ya no es una simple demanda más de los usuarios sino la DEMANDA, con mayúsculas.

El clamor entre viajeros era casi unánime. Ya no basta con disponer de un Internet corner porque los dispositivos móviles se han generalizado tanto que hoy forman parte del equipaje de cualquiera: acceso a tu correo electrónico y redes sociales, compra de billetes de avión o tren, descarga y consulta guía de viajes o restaurantes, la propia reserva del hotel…

En fin, no se trata de una mera teoría sino que así lo atestiguan las conclusiones de la jornada WiFiRoom, organizada por El Corte Inglés en colaboración con Meru Networks y celebrada recientemente en Mallorca con asistencia de las cadenas hoteleras más importantes que trabajan en la isla.

Los datos expuestos en el evento revelan que el número de dispositivos inalámbricos crece hasta una media de tres por usuario, lo que exige ofrecerles una red con la estabilidad y velocidad adecuadas so pena de que queden descontentos y la próxima vez busquen un hotel de la competencia que satisfaga sus necesidades en ese sentido.

Estadísticamente, el 50% volverá si queda contento, según la consultora JD Power & Associates, que además dice que el 85% de los clientes ya consideran la conexión Wi-Fi como el servicio más valorado.

El problema es que esta nueva situación todavía no parece haber calado lo suficiente en el sector y aún hay hoteles incapaces de satisfacer la demanda, sea para huéspedes de vacaciones, sea para los de negocios. Algo grave porque si estos últimos suelen necesitar el Wi-fi por razones de trabajo, los otros constituyen la mayoría de la clientela.

Es necesaria, pues, invertir en ello de forma que se se cubra esa necesidad y resulte económicamente rentable. Habrá sitios que optarán por establecer el pago por uso y otros facilitarán una conexión libre, pero siempre garantizando una red sólida; no se puede obviar la opinión de los usuarios.