Parque Navideño de Buenos Aires


Y pese a que por aquellas latitudes las altas temperaturas del verano son las que mandan, la tradición de la Navidad y Papá Noel vestido como para afrontar el frío y la nieve se mantienen intactas. Es así que Buenos Aires se prepara para celebrar estas Fiestas y todo ello en un marco ideal para los peques.

Claro, es que la capital de Argentina cuenta con su propio Parque Navideño que se alza en el Parque Thays ubicado en el barrio de Recoleta ( en la intersección de Avenida Figueroa Alcorta y Avenida Callao).

Un espacio especialmente pensado para que los niños y la familia disfruten, se diviertan e interactúen con el mundo de fantasía que rodea a estas fechas. Renos, duendes, villancicos, y muchas emociones en sus atracciones para apreciar durante las vacaciones allí.

Así, el Parque Navideño de Buenos Aires cuenta con su propia Aldea de Duendes donde estos pequeños hombres que ayudan a Papá Noel descansan luego de su agotadora labor. Allí existe un sector para recorrer y sacarse fotos.

También se puede conocer la Fábrica de Juguetes. Una zona en la que los niños podrán participar de diferentes actividades lúdicas, con sectores con mesas y atriles para que puedan dibujar.

Y, por último, la Cabaña de Papá Noel. Sí, la casa en la que se podrán conocer cuatro rincones: la biblioteca que es el lugar en el que estudia y planifica la forma de repartir los regalos; el Laboratorio, con las pócimas que lo ayudan a llegar a cada rincón del mundo; Cartas, donde se irán recogiendo y guardando las cartas que los peques le dejan; y el sector de la sala de estar, donde finalmente los niños podrán llegar a Papá Noel, conocerlo y fotografiarse.

El Parque se encuentra abierto de lunes a viernes de 12 a 20 y sábados y domingos de 10 a 20. La entrada es libre y gratuita y funcionará hasta el próximo 24 de diciembre.