Ruta Gaudí por Barcelona

Barcelona fue el primer y principal escenario en el que Gaudí, un genio que revolucionó la arquitectura, dio rienda suelta a su creatividad. La inspiración de sus escenarios y formas se encuentra en la naturaleza. Hoy hacemos un recorrido por la Ruta Gaudí y las principales obras que hicieron que su nombre vaya ligado a la ciudad de Barcelona.

Ruta Gaudí Parc-Güell

Ruta Gaudí, los imprescindibles

Te llevará tan solo un día y es posible realizarla a pie, en bici o en transporte público. Es una de las cosas que no debes perderte si vas a viajar a Barcelona.

La Plaza Real del casco viejo es el punto de partida. Allí encontraremos su primera obra, dos farolas de seis brazos que realizó con 27 añitos. Se realizaron por encargo del Ayuntamiento de la ciudad.

A poca distancia, en la calle Nou de la Rambla se encuentra el Palacio Güell, un edificio que fue encargado por Eusebi Güell, en el que Gaudí comenzó a trabajar el “trencadís” y que fue declarado Patrimonio Mundial por la UNESCO.

Continuamos el recorrido por la calle Casp y nos encontramos con la Casa Calvet, también declarada Patrimonio Mundial al igual que en la siguiente parada: la Casa Batlló. Es uno de los edificios más emblemáticos de la ciudad, lleno de color y luminosidad. Tómate algo y disfruta de la música en directo y las vistas en su terraza.

Ruta Gaudí Casa Batllo

Otra de las visitas imprescindibles si haces la Ruta Gaudí por Barcelona es a Casa Milá. Conocida también como La Pedrera. Llama la atención por la forma ondulada de la fachada y el uso de “trencadís”.

La obra de Gaudí por excelencia y que a día de hoy está inacabada es la Sagrada Familia. En ella que queda plasmada la creatividad  infinita del arquitecto. Su estructura compleja, decoración exuberante y el juego de luces en el interior que producen las vidrieras te dejarán sin palabras. Disfruta de las vistas panorámicas de la ciudad desde las torres.

Ruta Gaudí Sagrada Familia

Un poquito más de la Ruta Gaudí

Al norte del barrio de Gracia, está el Parque Güell. Jardín que ha sido protagonista de escenas de películas como “Vicky, Cristina, Barcelona”. No te pierdas las espectaculares vistas de la ciudad condal desde la parte más alta del parque, ¡son espectaculares!

A poca distancia del parque Güell se encuentra la Casa Vicens. Ésta, junto con otras construcciones como la Casa Calvet, la Colonia Güell o el Colegio de las Teresianas son de privadas y solo pueden ser contempladas desde el exterior.

La tarde es el mejor momento para disfrutar de un hermoso atardecer en la Torre Bellesguard o Casa Figueras. Una residencia de verano que se abrió al público unos años atrás. Una obra que recuerda mucho a las antiguas fortificaciones medievales. En los alrededores encontrarás muchos lugares para cenar o tomar una copa para poner punto y final a la jornada.