Vueling presentó su nueva imagen

Blogshalcon-Vuelos-Vueling presento nueva imagen

Vueling presentó su nueva imagen. Lo hizo anteayer, martes 16 de octubre, con la asistencia de su presidente Josep Piqué y el de la Generalitat, Artur Mas, a un acto público celebrado en la sede del MACBA, el Museo de Arte Contemporáneo de Barcelona. Un entorno perfecto y con ribetes simbólicos para reforzar la idea de una compañía moderna, abierta al futuro y que tira de las nuevas tecnologías sin complejos.

De hecho, toda la campaña, que corrió a cargo de la agencia Tiempo BBDO, estuvo salpicada de instrumentación digital y on line, desde los mensajes vía Twitter que se lanzaron durante la semana anterior para informar de las novedades que presentará la aerolínea en materia de ofertas y rutas -con lo que de paso Vueling estuvo de actualidad a manera de prólogo-, hasta la web confeccionada ad hoc para retransmitir por streaming el acto, pasando por un chat en vivo con el hastag #vuelinglive.

Casi medio año, le llevó a la agencia preparar la campaña, desarrollada bajo el lema Soñar. Volar. Crecer con el objetivo de renovar la imagen corporativa y la filosofía de una compañía que, como insiste su consejero delegado Alex Cruz: «No somos una aerolínea de bajo coste, somos una aerolínea que tiene bajos costes operativos». Y además aspira a que «cada vez más se parezca al servicio de las compañías tradicionales».

Y ¿cómo se va plasmar eso? Para empezar convirtiendo el Aeropuerto de El Prat en el de mayor tráfico de conexiones de Europa. Los 28 nuevos destinos desde Barcelona, que harán que ese complejo enlace un centenar de ciudades, incluyen 2 vuelos diarios a Londres pero también incorporará rutas en Alemania, países nórdicos y africanos.

Asimismo también habrá novedades en el equipo: el próximo año se remodelarán muchas cabinas para incluir una modalidad de clase Business, la Excellence, y Wi-Fi en algunos trayectos. Además se sumará a la flota una decena de unidades y se contratarán unos 500 trabajadores (pilotos, auxiliares de vuelo, personal de apoyo).

Con todo ello, Vueling espera volver tener beneficios económicos en este ejercicio, lo que significará que lo consigue por cuarto año consecutivo a pesar de las pérdidas del primer semestre (8,8 millones de euros). Porque entre los cambios no está incluida la buena gestión de costes, una de sus enseñas.