Weihnachtsmarkt, el Mercadillo más grande de Frankfurt

0gkmU
Viajar a Alemania de vacaciones nos enfrenta con un pequeño dilema: la correcta pronunciación de todo lo que prácticamente nos rodea. Si bien el nombre de la ciudad de Frankfurt an Main, o cotidianamente Frankfurt, es conocido de sobra en España, el mercadillo de Navidad más grande y pintoresco de la ciudad no lo es. Te invitamos a conocer el Frankfurter Weihnachtsmarkt, el rincón de Frankfurt a visitar para conocer la verdadera tradición navideña en Alemania.

Ubicado en pleno centro histórico de Frankfurt, entre las plazas de Römerberg, Paulsplatz y Mainkai, este mercadillo se convierte desde el 27 de noviembre hasta el 22 de diciembre, en el centro neurálgico, comercial y social de Frankfurt, oportunidad perfecta para disfrutar en persona del ambiente típico alemán y sus productos en la estación más mágica del año.

No os dejéis intimidar por el frío, aunque si este se convierte en problema, conviene calentar el alma con una taza de Glühwein, vino caliente con especias, una costumbre muy popular en el norte de Europa y muy eficaz para combatir el frío decembrino. El Frankfurter Weihnachtsmarkt es uno de los más tradicionales y antiguos de Alemania, no en vano, hay registros que documentan su existencia desde el siglo XIV, y actualmente la celebración de la Navidad sería impensable sin su presencia.

Un gran árbol de Navidad domina sobre la plaza donde se distribuyen numerosos puestos de comidas, bebidas y tiendas donde se puede encontrar todo tipo de artículos y productos típicos. Artesanías, esculturas, pinturas al óleo, joyería y artículos tallados en madera. Pero los productos alimenticios son los que se llevan la palma en el mercadillo. Y es que el frío apremia y el cuerpo necesita muchas calorías.

No dejes de probar los Bratwurst o Brühwurst, salchichas envueltas en pan, un típico currywurst, o un Bethmännchen, un delicioso dulce elaborado en mazapán. Las almendras tostadas están a la orden del día, así como otras delicias como el Schaumküsse o “beso de moza”, un dulce que se asemeja a un bombón cubierto de chocolate pero lleno de merengue italiano. Peor no os preocupeis que las calorías se queman haciendo algo de compras.

Si viajais con niños, lo pasarán a lo grande montando en el tiovivo de dos pisos que se encuentra en la plaza de Römerberg. Aunque el momento más esperado es el 6 de diciembre cuando Papá Noel hace su aparición en la plaza para el deleite de los más peques y alguno que otro adulto. Por último, recomendaros una oferta especial que os pondrá los dientes largos, ya que Halconviajes.com os lleva a Frankfurt de la mano de Lufthansa a unos precios muy atractivos. Disfruta de la Navidad más tradicional con el espectacular skyline de Frankfurt de fondo.